...LO NORMAL ES EL CORAZÓN VERDE!

 EN LA NORMAL LO NORMAL ES TENER UN CORAZÓN VERDE

DE LABORATORIOS VIVOS A SEMBRAR SEMILLAS DE CONSCIENCIA Y VIDA

En nuestra ciudad de Bucaramanga se libran varias luchas ciudadanas en defensa de nuestros valiosos e irremplazables recursos naturales; una de esas lides es la que libra toda la comunidad del COLEGIO NORMAL frente a los planes depredadores de los consorcios que construyen las vías sobre la Quebrada Seca con carrera 27 y en donde en nombre de un supuesto ¨desarrollo y progreso urbanístico¨, se pone en peligro de extinción 168 árboles grandes y maduros que a pesar de su gran papel en nuestro hábitat, todavía el ser humano no les adjudica un seguro de vida, incluso cuando su propia sobrevivencia-la del hombre- está en riesgo.

Allí, la profesora de Ciencias Naturales ESPERANZA PICO TAPIAS, cuyo salón de laboratorio es vecino de la zona en disputa con oitís, varios mangos, mamones, almendros, un cedro (!) y otros de más de cinco décadas de existencia,  que caerían de forma irremediable, se propuso en el 2016 junto al Ingeniero agrónomo OTTO HUGO RÍOS GARRIDO, el montaje y cuidado de DIEZ MICROHUERTAS ubicadas alrededor de los árboles grandes más cercanos a su aula de laboratorio.









Ësta labor altruista, pedagógica y casi quijotesca, por su alto grado de vulnerabilidad, que son los factores sico rígidos y castradores de la creatividad, que conforman nuestra educación formal, fue bautizada por la profesora Esperanza como LABORATORIOS VIVOS.










Desde el año 2014 ella tomó la iniciativa de organizar con los estudiantes de quinto primaria, once eras que ubicaron atrás del Äula múltiple Mery Luna. En estas eras se usó compostaje que ellos mismos hicieron a partir de hojas secas, estiércoles y cal; logrando sembrar y recoger REPOLLO, TOMATE, MANÍ, PIMENTÓN Y HABICHUELA. El principal objetivo : que los estudiantes pudiesen experimentar el proceso de transformación de hojas en abono, también la germinación y crecimiento de las plantas. Este mismo año se realizó una toma de suelo para análisis de laboratorio, hecho en la UIS, detectando el grado de fertilidad y facilitando la aplicación de biotecnología para acondicionar el mejor abono.










En el año 2015 con una asesoría especializada, se montó el prototipo para la recolección de aguas lluvias con dos tanques de doscientos litros, para regar las siembras de lechuga por goteo, en el mismo espacio cerca de su salón y laboratorio. Cuando las lechugas orgánicas se recolectaron, se utilizaron en la preparación de sándwiches, acompañado de atún y clara de huevo que se compartió en común.

Para el año 2016 es cuando realizan las diez microhuertas; en ellas se ha sembrado y recolectado varias cosechas de lechugas, junto a plantas medicinales - ROMERO,ALBAHACA, TORONJIL DE PAJA, MENTA, ENELDO Y SÁBILA. Se avanzó en la siembra de plantas ornamentales y de jardín vertical: cacho de venado, catleyas, bromelias, enredadera filoendro y trinitarios. También realizaron degustaciones para consumir lechugas cosechadas por los propios estudiantes sembradores.















 Para este año 2017 la dinámica de LABORATORIOS VIVOS tendrá como objetivo que el estudiante experimente, investigue y compare los distintos procesos de reproducción de varios seres unicelulares, plantas y animales, trabajando básicamente con las semillas criollas de maíz; profundizar en cómo se transmite la HERENCIA, es decir las características de los progenitores, la transmisión del código genético y la variabilidad genética en animales y plantas.
Este proyecto incluirá las siembras de maíz criollo, la adecuación del suelo y los cuidados respectivos, la realización interactiva de un mural didáctico con los estudiantes; busca desenmascarar e identificar el maíz transgénico, rescatando el infinito valor de nuestras semillas criollas para nuestra salud y bienestar, la importancia de la cultura sembradora, campesina y del policultivo; todo lo anterior nos debe llevar a desarrollar otras actividades ludo pedagógicas como el FESTIVAL DEL MAÍZ ANCESTRAL, un encuentro de saberes y sabores, un reencuentro con nuestra auténtica y verdadera identidad cultural y es por eso que el proyecto 2017 se llama SEMBRANDO SEMILLAS DE CONSCIENCIA Y VIDA!!







Edición: RCR y Tiago  -  Fotos: Otto Hugo Ríos Garrido


Jardin de campo







En casi todas las fincas encontramos jardines cuya composición es una diversidad de especies silvestres con y sin flores que embellecen su entorno. 
En particular este jardín fue mejorado incorporándole piedras ricas en cuarzo que se encontraban en la zona dándole un mejor aspecto de embellecimiento. Mediante evidencias mostramos el antes, durante y después de dicho trabajo realizado en el corregimiento de Santa Isabel, municipio de Remedios Antioquia. 


Conversatorio - Erosión-hable.


Dando continuidad a nuestro tema sobre la erosión y el tratamiento que suele dársele, desde la perspectiva de la bioingeniería de suelos, la Asociación Zua Quetzal invita a este segundo conversatorio 








FRESCOS COMO UNA RICA LECHUGA FRESCA



Dice un sabio y viejo consejo: ¨Que tu alimento sea tu medicina¨. Hoy más que nunca necesitamos seguirlo y darle mucha importancia a lo que llevamos a nuestra boca para alimentarnos e incorporar a nuestra dieta diaria el consumo de verduras, legumbres, hortalizas y frutas crudas y frescas.....Como una deliciosa LECHUGA!

En su valoración físico-química, la LECHUGA nos aporta 1155 unidades internacionales de vitamina A, fundamental antioxidante para el metabolismo ya que protege del daño de los radicales libres a nuestras células y así nos cuida del cáncer, la ateroesclerosis y enfermedad pulmonar obstructiva crónica. Teniendo en cuenta que en promedio cada día la ingesta de Vitamina A está entre 1500 UI/300 mcg ER y 4500 UI/900 mcg ER, esta es una muy buena noticia!

También su porcentaje de humedad (96.62), su aporte de Fósforo (138,9), Hierro (7,5) y vitamina C (125,7) son los más altos comparados con los de otras nueve (9) hortalizas de clima frío moderado (acelga, brócoli, calabacín, coliflor, espinaca, rábano, repollo, zanahoria y remolacha). Mientras en valor calórico, kilocalorías/100 g, es el más bajo de toda la lista. Con esto podemos estar más tranquilos por nuestra memoria, visión, estado de ánimo, sistema inmunitario y reproductivo; estarán mejor cuidados nuestro corazón, pulmones, riñones y otros órganos, huesos, dientes y tejido muscular.

Existe un listado para que cada quien pueda averiguar específicamente con qué tanta cantidad de vitaminas y minerales nuestro organismo se fortalece a diario; las cifras están para personas desde cero año hasta mayores de 51 años de edad y nos dan una idea del promedio básico. Así para el caso de la LECHUGA, la Vitamina C tiene un mínimo (15 mg) y el máximo (90 mg); con Vitamina C se absorbe mejor el Hierro, cuyo promedio de ingestión diaria va de 6 mg a 15 mg; para el caso del Fósforo el promedio  oscila de 100 mg hasta 700 mg y para mujeres embarazadas menores de 18 años asciende a 1250 mg/diario. En menor proporción la LECHUGA  también nos aporta Niacina (1,3), Riboflavina (0,6), Tiamina (0,3), ENN (1,70) y Calcio (0,4) entre otros elementos.

Por todo lo anterior, el consumidor de LECHUGA debe animarse porque así tenemos una muy buena hortaliza que sobresale por su amable nutrición para el ser humano contemporáneo, sujeto muchas veces a condiciones de vida hostiles para su bienestar; sin contar lo bien que sabe al lavarse bien, cortarla a mano en trocitos y mojar con gotas de limón, sal y una pizca de magia picante si se puede. Por esas razones NO debería faltar en el plato diario de comida nuestro. Con estos datos buscamos es que el CONSUMIDOR INFORMADO goce con mayor placer su alimento cotidiano porque estos alimentos limpios son también la salud, con la diferencia de que estas medicinas si saben mucho lo bueno!

Para que el consumidor esté satisfecho ante lo que tiene en su mesa de comer, propiciamos en la Empresa PLANTARE ¨Mis Hortalizas¨, la producción de alimento ¨tan fresco como nuestras lechugas¨; ubicados en la Finca el Cuzco, Vereda La Rayada, Municipio Santa Bárbara, Santander- Colombia. Lechuga Hoja de Roble, Romana verde y Romana Morada,Crespa Morada y Crespa Verde, y de la familia del repollo el Cogollito Europeo y la Rúgula, Tomate Cherry Amarillo y Rojo y aromáticas como Albahaca y Menta. Es necesario agradecer y hacer mención de las personas  que hacen posible contar con estos productos



hortícolas y que pertenecen a la Empresa PLANTARE: su Gerente propietario Nabor Abello Quintero, sus auxiliares de trabajo Jimena Jerez, Roso Rojas (Tito), Andelfo Orduz, Sara Jaimes, Nathaly Aldana, Deysi Delgado Sandoval y su hermana y administradora Leydi Delgado Sandoval. Ahora también nuestro equipo de apoyo a las labores del Ingeniero Otto Hugo Ríos Garrido, ya saben el equipo KT. En fin, una buena compostación que es alimento para el alma y para el cuerpo.

  

PLANTARE Y COMPOSTÁNDONOS

PLANTARE Y COMPOSTÁNDONOS

Aunque parezca difícil de creer, nuestro territorio santandereano, también tiene su pequeño Cuzco.
Similar a las imponentes montañas peruanas de Machu Pichú, con sus terrazas que tienen siglos, aquí en Santa Bárbara, municipio de Santander, en la vereda La Rayada, Finca El Cuzco, llegó  la implementación del sistema de terrazas y drenajes en curvas a nivel, a las zonas de cultivo de lechugas de la EMPRESA PLANTARE,  para complementar su enorme parecido geomorfológico, característico de la gran cordillera de los Andes.

De ahora en adelante los responsables de ello, son un equipo con su director, el ingeniero agrónomo Otto Hugo Ríos y sus auxiliares, el estudiante de las UTS Manuel Vasquez, el técnico en recuperación ambiental de Fundetec Santiago Céspedes Galvis y Rainier Céspedes Ramírez, socio fundador de la Asociación ZUA QUETZAL. todos compostadores impenitentes,






Por nosotros pueden identificarnos como  KAPITÁN TERRAZAS (KT) (un equipo de tres mosqueteros que a veces son cuatro o más, como en la novela de Dumas), que además trae las buenas prácticas agrícolas (BPA) para la producción hortícola limpia y orgánica. Su lema : compostémonos compostándonos!!









































Con estas obras se hace una adaptación cada vez más pertinente a las consecuencias del cambio climático y a la pérdida de calidad en nuestros alimentos actuales, que vulnera la capacidad inmunológica de humanos y animales y con ella la salud y bienestar de los individuos.

Como consumidores buscamos estar cada vez mejor informados y articular con proyectos agro ecológicos que se comprometan con la protección del medio ambiente y de los derechos humanos fundamentales, entre ellos el derecho al agua potable y a los bienes alimentarios.

El estreñimiento, la diabetes, el alzheimer, el cáncer y otras enfermedades degenerativas, se asocian cada vez más con la persistente ingesta de productos alimentarios industrializados; de los cuales gran parte son manipulados genéticamente, quedando reducidos a ser la ¨mercancía¨ perfecta, barata y abundante pero ya sin gracia como fuente de energía sana, debilitando nuestro sistema inmunológico que es por decirlo así, el escudo de protección natural de los seres vivos (Ver: revistasemana.com, octubre 2008, La Bomba transgénica). Y lo peor es que pagamos por eso en dólares contantes y sonantes.













Fotografias tomadas por Otto Hugo Rios.


Texto redactado por Rainier Cespedes Ramirez.


Articulo Editado por Santiago Cespedes Galvis.



Noviembre 22 de 2012.
Construcción de senderos en los cultivos de mora en Santander. 



Otto Hugo Rios Garrido.

Es el relieve del territorio de Santander, la cordillera Oriental quien ocupa la mayor parte de nuestro departamento y donde se encuentra el municipio de Piedecuesta, el cual se caracteriza por ser de topografía quebrada y de pendientes fuertes con alturas superiores a los 3.000 metros sobre el nivel del mar, allí se desarrollan sistemas productivos agrícolas como la mora de castilla, reglón importante en la economía de las comunidades rurales en generación de empleo e ingresos a un gran número de familias de la región. La fruta por su valor nutricional se considera importante en la canasta familiar y se comercializa a través de cadenas de supermercados y plazas de mercado del área metropolitana de Bucaramanga, sin desconocer los importantes despachos que se realizan a través de la Central de Abastos hacia la Costa Atlántica.

Las Buenas Prácticas Agrícolas (BPA) son un conjunto de principios aplicados a todas las actividades realizadas en la producción y transporte dentro de una unidad productiva y orientadas a la sostenibilidad ambiental, económica y social para los procesos productivos de la explotación agrícola que garantizan la calidad e inocuidad de los alimentos, obteniendo productos sanos y seguros para el consumidor (documento del COAG FAO, 2003).

La mora de castilla (Rubus glaucus) es una planta perenne de porte arbustivo conformado por varios tallos espinosos y pueden crecer hasta tres metros; su sistema radicular es profundo y puede llegar a profundizar más de un metro dependiendo del suelo y del subsuelo. En desarrollo del sistema productivo mora y como lo expresan los agricultores, con esta inclinación del terreno, lo que se brega para subir una cuesta empinada en la ladera de la montaña donde se cultiva la mora y más aun trasladando a nuestras costillas la posteria, los abonos y otros insumos para el mantenimiento de los cultivos como también sacando la producción de la fruta para llevar al mercado; luego ante esta realidad se deben evaluar los riesgos posibles de accidente que esto significa para la  salud, seguridad y bienestar laboral del trabajador lo cual se define como punto clave mayor en la norma GlobalGAP de las BPA.

Por lo anterior las Unidades Tecnológicas de Santander (UTS) firmaron un convenio con el municipio de Piedecuesta, primer productor de mora en el departamento de Santander, a través de la oficina de Proyección Social y Desarrollo Rural, para demostrar en fincas de agricultores la construcción de senderos en los cultivos de mora, para que se adopten prácticas seguras de desplazamiento dentro del terreno que garanticen la seguridad de los trabajadores y a su vez fortalecer las relaciones Institucionales comprometidas con el Sector Agrícola, a través de los siguientes objetivos: 
·         Mitigar los riesgos para la  salud, seguridad y bienestar laboral del trabajador en desarrollo de las diferentes tareas por cumplir en el proceso productivo del cultivo de mora.
·         Demostrar la construcción de senderos mediante la incorporación de la creatividad e ingeniería rural.
·         Disminuir el riesgo de accidentalidad fortaleciendo el suelo con travesaños de maderas locales duraderas que garantizan la firmeza del terreno por donde transitan a diario seres humanos con canastillas de mora.

La ejecución de este trabajo fue en el primer semestre del año 2014 con estudiantes de Tecnología en Gestión Agroindustrial de la UTS, con agricultores participantes de la comunidad y con la colaboración de la asociación de moreros de la vereda Cristales del municipio de Piedecuesta.

Las siguientes fueron las prácticas realizadas en la construcción de los senderos:
·         Trazado de los senderos a lo largo de la ladera
·         Construcción del sendero.
-       Picada del terreno.
-       Construcción de cada grada.
-       Arreglo del talud
-       Instalación de travesaños
-       Nivelada de la grada.

A través del trabajo de campo se puede observar el alto grado de peligrosidad mostrada en estos caminos donde se aprecia el riesgo de accidentalidad que se acrecienta por lluvias constantes debido a que se trata de una zona con alta pluviosidad.


La conclusión es que se deben construir senderos y mejorar las condiciones de acceso en el cultivo de mora por salud, seguridad y bienestar de los trabajadores y así lo expresa un agricultor que participo en el trabajo de campo quien dice “con la construcción de estos senderos en los cultivos de mora se nos alivia la situación” luego ante los retos de los TLC se debe implementar las Buenas Prácticas Agrícolas (BPA) si queremos sostenernos en los mercados.










Lechugas Orgánicas










Dando cumplimiento al convenio UTS -  Hogares Infantiles de Bienestar Familiar Fé y Alegría ubicado en el norte de Bucaramanga  dentro del programa de Seguridad Alimentaria logramos desarrollar una huerta orgánica de lechugas de excelente calidad e inocuidad gracias al sentido de pertenencia que asumió el estudiante Néstor Ramirez del programa Gestión Agroindustrial.